IBIZA Y LAS LLUVIAS DE ESTRELLAS

El solsticio de verano comenzó con un eclipse solar  y desde principios del mes de julio es visible, también en la isla de Ibiza, el cometa Neowise al anochecer enfocando la mirada hacia el nordeste. Además, podemos continuar deleitándonos con el cielo estival durante las lluvias de estrellas.

Las (mal llamadas) lluvias de estrellas son: las Delta Acuáridas y las Perseidas, popularmente conocidas como lágrimas de San Lorenzo. La primera de ellas pueden divisarse con atención desde el 12 de julio, pero su momento de mayor actividad llegará el 30 de julio, dos días después de la luna llena, lo cual opacará en cierta medida los 25 meteoros por hora que surcarán el firmamento. Parecen irradiar de la constelación de Acuario (de ahí su nombre) por lo que hay que dirigir la vista hacia la parte baja del horizonte meridional. Desde el hemisferio sur se verán mejor, al situarse en el punto más alto.

En cuanto a las Perseidas, comienzan a verse el 17 de julio y llegarán a su punto álgido el 12 de agosto, mientras la Luna se encuentra en fase menguante. Los entornos rurales, las zonas de montaña y los parajes alejados de la contaminación lumínica propia de las grandes urbes son los lugares idóneos para dirigir la mirada hacia la constelación de Perseo, de donde surgirán 100 meteoros por hora, según los cálculos del Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC).

Por su parte, los planetas que dominan el verano, en las primeras horas del día es fácil contemplar Venus y Marte, mientras que Júpiter y Saturno brilla casi toda la noche al principio del estío, pasando a ser visibles únicamente al anochecer a mediados del mes de julio. Durante esta época del año, la atención también se dirigirá hacia la espectacular franja blanquecina que forma la Vía Láctea.

Las constelaciones o agrupaciones ficticias de astros, aparecen nada más caer la noche y es fácil identificar el tridente formado por Altair, de la constelación del Águila; Deneb, de la constelación del Cisne; y Vega, de la constelación de la Lira. Es el llamado triángulo de verano. Alrededor de la estrella Polar, se ven a lo largo de la noche las constelaciones de Casiopea, Cefeo, el Cisne, el Dragón y las dos Osas. También son visibles de este a oeste, Pegaso, el Águila, la Coronal Boreal y la Cabellera de Berenice. Cerca del horizonte se pueden observar a lo largo de la noche algunas de las constelaciones zodiacales, de la Virgen a Acuario, esta última ya casi al amanecer.

Al caer la noche se puede distinguir  a simple vistanebulosas de emisión como el complejo de nebulosas de Orión, el grupo de las estrellas Pléyades y el resto de supernova conocido como la nebulosa del Cangrejo.

 

Ibiza-Click.com

EL PORTAL DE CULTURA Y OCIO MÁS VISITADO DE IBIZA

 

El solsticio de verano comenzó con un eclipse solar  y desde principios del mes de julio es visible, también en la isla de Ibiza, el cometa Neowise al anochecer enfocando…