SE AVISTA UNA VÍBORA EN IBIZA

KONICA MINOLTA DIGITAL CAMERA

KONICA MINOLTA DIGITAL CAMERA

Por primera vez se ha avistado una víbora en Ibiza. Se trata de una ejemplar de grandes dimensiones que hace pensar que lleva bastante tiempo en la isla. Hasta ahora solo se conocía la existencia de culebras, pero ahora todo apunta a que nos encontramos ante una grave plaga. Las serpientes llegaron a la isla en el interior de olivos decorativos. Una vez en Ibiza se pudieron multiplicar gracias a la falta de depredadores naturales. En su dieta se encuentran las lagartijas, una especia endémica de las Pitiusas.

Un icono natural de las Pitiusas es el perfil de la lagartija (la sargantana), que podemos ver representado en camisetas, pareos, llaveros, pegatinas, joyas, calzado… y que en unos años podría desaparecer de Ibiza y Formentera.

La víbora común europea (Vipera berus) es una especie de serpiente venenosa que pertenece a la familia de las víboras (Viperidae). Habita en varios tipos de terreno ya que la complejidad de su hábitat es esencial para diferentes aspectos de su comportamiento. Los ejemplares adultos alcanzan una longitud de 60 a 90 cm. y un peso de 50 a 180 gr. Las víboras realizan sus actividades principales en la mañana y cuando el sol empieza a ocultarse. Mientras que por la noche o en la temporada de invierno duermen, se ocultan o pueden permanecer en letargo. Se pueden adaptar a cualquier tipo de ambiente que deseen. Se alimentan de  roedores, aves, mamíferos y algunos reptiles, como las lagartijas.

El problema se agrava ahora que, además de culebras han entrado en la isla víboras, probablemente ocultas o en huevos en los pies de grandes olivos que siguen llegando a la isla sin apenas control, listos para ser trasplantados en alguna de las numerosas villas de la isla.

Durante toda la temporada pasada se capturaron 1.500 ofidios entre Ibiza y Formentera, según la Federación de cazadores. Las zonas de Sant Carles, Sant Llorenç, Santa Gertrudis y Sant Miquel son donde más serpientes hay. Esto puede ser debido a que son las zonas donde se han distribuido las plantas que han llegado con serpientes dentro y allí al reproducirse sin depredadores, ha aumentado la población rápidamente.

Las serpientes no pueden llegar a autorregular la temperatura corporal y se ocultan debajo de rocas o arbustos durante las horas centrales del día. Son temerosos y sólo al escuchar nuestros pasos huyen y se ocultan a muchos metros de distancia del ruido lo que dificulta ser vistas por humanos.

inocente

 

Ibiza-Click.com

EL PORTAL DE CULTURA Y OCIO MÁS VISITADO DE IBIZA

Por primera vez se ha avistado una víbora en Ibiza. Se trata de una ejemplar de grandes dimensiones que hace pensar que lleva bastante tiempo en la isla. Hasta ahora…